.

Lo donado será destinado a niños y niñas de bajos recursos a propósito de las fiestas decembrinas.

De nueva cuenta el espíritu de la época navideña empieza a revelarse de manera mágica y a través de la ciudadanía que se une para alcanzar uno de los propósitos más humanos que existe, el de llevar alegría a las niñas y niños, en este caso que viven en situación vulnerable, y que esperan con ansias el arribo de personajes como San Nicolás para recibir un obsequio.

Es así como cada año, la Unidad de Protección Civil y Bomberos organiza una campaña de donación de juguetes para llevarlos a los lugares donde la Navidad es un día como otro más, para cambiar el rostro de los pequeñines que anhelan tener en sus manos ya sea un carrito, una muñeca e incluso, una pelota.

El comandante de Bomberos, Adrián Peña, informó que esta semana comenzaron a recibirse los primeros juguetes en la estación ubicada frente al vado de Las Quintas, gracias al apoyo de la noble ciudadanía parralense que conoce y se une a la tradición de llevar cada año un obsequio a las niñas y niños que menos tienen.

Peña invitó a las personas de corazón generoso   a sumarse al esfuerzo que representa donar un juguete en buenas condiciones, para así alegrar los hogares de las niñas y niños de Parral, a la vez que confirmó, muchas personas también aportan juguetes nuevos para que los valientes apagafuegos sean los emisarios de esta gran causa ciudadana.

Se trata de una gran tradición que deja de manifiesto que servidores públicos como los Bomberos, que también aportan juguetes, además de arriesgar su vida por los demás al atender incendios y emergencias, por igual  piensan en la alegría de los niños y las niñas en estas significativas fechas de fin de año, donde renace la esperanza de un mundo mejor para los que vienen atrás, nuestros hijos, nietos, sobrinos y amiguitos.